Algunas aficiones de Albert Einstein

Algunas aficiones de Albert Einstein:

Albert Einstein es uno de los hombres más conocidos del mundo, quien hizo numerosos descubrimientos, especialmente en el campo de la física.

Porque hay que destacar que él realizó cuantiosos aportes, y se le atribuyen muchos más talentos. A continuación, algunos datos interesantes que quizás desconoces de Albert Einstein.

Algunas aficiones de Albert Einstein

1. Sus profesores decían que nunca lograría nada en la vida

Debido a que su proceso de aprendizaje fue lento, sus profesores decían que nunca lograría nada en la vida.

Sin embargo, Einstein fue poco a poco realizando investigaciones que le permitieron desarrollar la Teoría General de la Relatividad, en el que después de un tiempo ganó el premio Nobel en el año 1921.

2. Tenía un cerebro fuera de lo común

Después de su muerte, su cerebro fue medido y sometido a estudios, los cuales arrojaron que las neuronas se encontraban más compactadas de lo habitual, y la parte de su cerebro responsable del razonamiento matemático era más grande.

Lo cual supone que por esta razón podía procesar más rápido la información que otras personas.

3. Rechazó la oportunidad de ser el segundo presidente de Israel

En el año 1952  se le propuso ser el segundo presidente de Israel, en el que su respuesta fue de agradecimiento, además de responder que no era la persona indicada para asumir el cargo, debido a su avanzada edad y por poseer una personalidad que carecía de objetividad para ejercer funciones especiales.

Por último, destaca que estaba consciente de su relación con el pueblo judío, en el que lo precisa como su más fuerte vínculo humano.

4. Era un refugiado

Por ser judío se le hizo difícil trabajar cuando llegó al poder el movimiento nazi.

Por ello a principios del año 1930, aceptó un trabajo en los Estados Unidos, en el que ayudó a los judíos a escapar de Alemania.

5. Tocaba Violín

Einstein amaba la música clásica, por esta razón desarrolló habilidades desde muy joven para tocar el violín hasta edad avanzada.

Tocó en algunos cuartetos de cuerdas y practicaba su instrumento todos los días.

6. Era amante de la jardinería

La jardinería fue una de sus pasiones y tenía en su casa un hermoso jardín lleno de plantas diferentes.

También cultivaba diferentes tipos de cactus y los reproducía en pequeños invernaderos para que soporten el frío del invierno y reducir el calor en tiempo de verano.

Visita nuestra entrada: 4 Consejos de Stephen Hawking para universitarios

Visita nuestra web: www.pizarras.ec

A %d blogueros les gusta esto: